Roban en una tienda de Plaza y el dependiente le pide a los ladrones que se queden a hacerle compañía

0

Cuatro encapuchados han entrado a robar a una tienda de Plaza Imperial, y el dependiente, lejos de llamar a la policía, les ha pedido si se podían quedar con él para hablar un rato y tomar algo.

Debido a la falta de público que recibe la zona comercial de Plaza, el joven dependiente, Daniel Gadea, ha decidido hacerles compañía mientras robaban la tienda e incluso les ha amenizado el delito contándoles su semana de vacaciones con sus padres en Altea.

Los ladrones se quedaron con él hasta que llegó la policía

Lo que parecía una jornada de trabajo anodina e insustancial, terminó por convertirse en uno de los días más entretenidos y divertidos que Daniel Gadea ha vivido desde que está trabajando en Plaza.

“Este atraco es lo mejor que me ha pasado desde que llegué a Plaza a trabajar. Antes de que irrumpiera la policía hemos estado hablando, tomando un café y jugando al rabino, ha estado muy bien, a pesar de que se han llevado la recaudación de todo agosto” declaraba la víctima.

Plaza asignará a cada uno de sus trabajadores un amigo invisible

Después de hacerse eco de la falta de contacto humano que sufren algunos de los trabajadores de Plaza Imperial, los altos cargos han decidido dar a los trabajadores que más tiempo pasan en soledad un amigo invisible y así conseguir que se sienten queridos.

“Llevamos tiempo pensando que hacer para que nuestros trabajadores no pasen tanto tiempo solos, en su día pensamos en que podrían llevar a sus familias, amigos o mascotas, pero asignarles un amigo invisible es lo más aconsejable” explicaba uno de los directivos.

 

 

Dejar respuesta

10 − siete =